Menú
Estra­tegia

Somos críticos: analizamos pormenorizadamente cada proyecto, le damos vueltas, buscamos llevar la idea a la realidad de forma efectiva y adaptada a cada situación. Eso es estrategia para Factor ñ.

Hablemos
Valla publicitaria de AM Seguridad

AM Seguridad: la campaña publicitaria del hombre que susurraba a un peluche

La publicidad está presente siempre en nuestras vidas, pero siempre. Piensa en cualquier momento, día u hora, ahí la tienes; miles de impactos, en cientos de canales. Un parpadeo, una campaña publicitaria. Pero, por suerte, no poseemos capacidad cognitiva suficiente para asumir tanta información, podéis estar tranquilos.

Dentro de este aluvión de mensajes desenfrenados hay algunos que destacan sobre otros; unos que están cuidadosamente construidos y consiguen colarse en nuestra memoria, muchos de ellos no entendemos el por qué, pero ahí están. Pues sí amigos y amigas, este es el santo grial que cualquier publicista busca a diario: colarnos en vuestra cabecita con mensajes de todo tipo, sin morir en el intento.

Simplificando, la publicidad tiene dos ingredientes principales: creatividad y analítica. Por un lado, lo racional y técnico; y por otro, lo emocional y estético. Dentro de este combo hay un valor clave importantísimo y es la persuasión. Persuadimos con lo visual, pero también con el mensaje. Debemos susurrar al oído a nuestro consumidor teniendo todas las claves en cuenta. Pero, ¿cómo lo hacemos? ¿Cuáles son las técnicas para formular ese mensaje cuidadosamente construido que nos lleven al éxito con nuestra campaña publicitaria? Está claro que nadie tiene la exclusividad del acierto, pero el conocimiento y la experiencia es un grado.

Así que ahí vamos con algunos conceptos clave utilizados en la campaña AMOR VERDADEDERO para la marca AM Seguridad.

  • Menos es más. Apostamos por un mensaje corto y fluido. El cerebro humano es comodón y no le gusta lo complejo. Si una imagen entra por el ojo fácilmente, más eficiente será su recuerdo. Un flechazo visual es amor verdadero.
  • Siempre positiva, nunca negativa. Si, además de este corto pero eficiente mensaje, le sumamos sensaciones positivas, hacemos doble pirueta. ¡Y más amor verdadero!
  • ¡Sorpresaaaaa! En esta campaña todas las técnicas seleccionadas han sido orquestadas en beneficio de una principal, el factor sorpresa. La meta principal ha sido sacar al consumidor de su comodidad y captar su atención. Para ello decidimos incluir un elemento inesperado (Poppi, nuestro conejito peluche) que nos ayudaría a atraer la atención de la audiencia, posicionando a la marca con un tono comunicativo diferenciador.

am campaña making of

  • Juntos, amor entre dos. Tras el impacto visual, era el copy quien nos tenía que asegurar el camino acertado del consumidor hacia una respuesta positiva. Tenía que sorprender, pero también asegurarnos la correcta interpretación. Ahí estaba el AMOR VERDADERO de nuevo.
  • Tip y humor. Primer paso, introducir un elemento visual inesperado (¡PUM!); segundo, Poppi nos lleva a captar la atención de nuestro consumidor; tercero, éste reflexiona con toda la información que visualiza (copy, colores, tipografía…); cuarto, lo encuentra gracioso y sonríe; y quinto, lo retiene (YEAH!).
  • ¡Firmes! Era prioritario, por el producto/servicio que vende AM Seguridad, mostrar la autoridad que tiene como profesional nuestro protagonista. Pero era importantísimo equilibrar este mensaje, sumándole además cercanía y confianza. Una errónea utilización de esta técnica de persuasión nos podía llevar al rechazo o resistencia por parte del consumidor. Para ello, en la sesión fotográfica a medida trabajamos en distintos rostros y expresiones corporales con nuestro modelo. El personaje tenía que trasladar la imagen de ser una fuente fiable a la par que autorizada para desempeñar su labor. Es cierto que un uniforme siempre ayuda. 😉
  • Pero no olvides: haz el amor y no la guerra. La seguridad es un producto riguroso y profesional, lo sabemos. Pero no toda la comunicación que traslade este producto tiene que ser extremadamente seria; y sí relajamos el tono para acercarnos y captar a nuestro consumidor, alejándonos así del modo comunicativo de toda nuestra La decisión fue posicionar a AM Seguridad fuera del tono de irritación del mercado y del bombardeo constante del peligro.
  • Que te comparen con el mejor. El valor de un producto es proporcional (o tiene gran influencia) con aquello que se compara. Y ¿qué tiene más valor que el amor verdadero?
  • Solo un poquito de retórica. No es fácil describir el compromiso y cuidado que una marca puede sentir por sus clientes. Muy abstracto, ¿no? Para asociar estos conceptos tiramos de un truco de los de varita mágica: la metáfora. Utilizamos la siguiente regla mnemotécnica: el amor y cuidado que un niño deposita en su peluche es igual al que AM Seguridad deposita en sus clientes (en extensión a lo que estos priorizan como importante en su vida). Es decir, igual de amor, e igual de verdadero.

Anuncio publicitario en el que se ve a un guardia de seguridad sosteniendo un peluche de forma protectora

En resumen, si tienes que elegir una fórmula para el éxito de tu campaña publicitaria, ponle amor porque nunca va estar de más (unido al aprendizaje constante, la inversión en medios, la experiencia, al conocimiento de tu audiencia y competencia, al cliente generoso… vale, vale, ya paro).

amseguridad.com/amor-verdadero

Categoría ~ Estrategia
Tags ~ ~ ~ ~ ~ ~